Entradas con la etiqueta ‘confeccion de flores’

El kakemono

Martes, 16 de diciembre de 2008

EL KAKEMONO

— Tomar una ancha cinta de seda o de terciopelo o de tela bastante preciosa, de un tono que haga resaltar los colores de las flores secas. Este soporte tendrá una altura aproximada de dos veces y media la anchura.
— Si se trata de tela, doblar con cuidado los orillos, que se pegarán con un poquito de cola para que no se deshilaclien.
— Extender la parte superior y la inferior sobre una varilla o listoncito. Se necesita muy poco, exactamente el doble de la anchura del kakemono.
— Pintar las varillas o dorarlas si quedan visibles. Pero también es posible enrollar la tela encima y fijarla con chinchetas o cola.
— Colocar un cordoncillo para colgar.
— Sobre este fondo, colocar las flores anudadas con una graciosa cinta. Las flores que están detrás se pegan con precaución o se sujetan a la tela mediante unos puntos hábilmente disimulados.

Confeccionando Ramos de Flores

Viernes, 5 de diciembre de 2008

Sabemos también qué cuidados requieren las diversas clases de flores.
Instalémonos para confeccionar ramos diversos, según la temporada y las flores de que dispongamos.
Confeccionar un ramo no es solamente colocar flores en agua para mantenerlas con vida, sino colocarlas armoniosamente teniendo en cuenta su propia belleza, en un jarrón adecuado, poniendo el conjunto en un sitio conveniente para hacerlo resaltar.
Ocuparse de las flores con paciencia y aplicación proporciona una gran relajación, un beneficioso regreso a la calma.
Ante todo es necesario orden, limpieza y atención.
Así, tal y como se ha dicho con anterioridad, empecemos por instalarnos confortablemente con los instrumentos encima de un gran papel o de un periódico extendido, que nos servirá para recoger los inevitables residuos.