Entradas con la etiqueta ‘diseño jardin’

Diseño jardin

Lunes, 16 de mayo de 2011

Los troncos son muy adecuados para zonas boscosas, con plantaciones no muy definidas. Igualmente pueden utilizarse en un contexto más arquitectónico como enlace entre el carácter geométrico de una construcción y el más natural de las zonas abiertas. Sirve casi cualquier clase de madera, pero el haya, roble y olmo son las más duraderas. Si emplea la madera de olmo, tenga en cuenta que puede haber padecido la enfermedad del olmo holandés y que podría seguir albergándola, por lo que es recomendable quitar la corteza a todos los troncos y quemarla inmediatamente.

Trabajos de jardin

Miércoles, 1 de septiembre de 2010

Zona mediterránea

Pantallas contra el viento
Desde la Costa Brava hasta Cádiz te resultará difícil el cultivo de las plantas exóticas. Utiliza las autóctonas, que toleran la sequía, y coloca pantallas que protejan a las especies de la brisa marina. Todo ello reducirá los trabajos en el jardín.

Cuidados básicos
PODA EN OTOÑO
• Con las lluvias otoñales las plantas inician un fuerte crecimiento. Mete las tijeras entonces para mantener la forma de las plantas y eliminar las ramas dañadas o secas.
• En primavera, la poda favorece la ramificación en las perennes de flores tardías, como salvia. Recórtalas también pasado el verano y tendrás una segunda floración.
• Otra labor eficaz consiste en tener controlados los hierba-jos. Si los eliminas en cuanto aparezcan, no competirán con el resto de las especies por el agua, el sol y los nutrientes.

Abonado
CUANDO SEA NECESARIO
• La aportación de nutrientes debes ajustaría al ritmo de crecimiento de las plantas.
Unas 6-8 semanas antes de la floración, algunas especies agradecen los fertilizantes de liberación lenta.
• Al final de la primavera y el otoño te recomendamos que no abones. Las plantas
se encuentran en estado de reposo y su capacidad de absorción será mínima. • El abono rico en potasio aumenta la tolerancia a la sequía y fomenta el crecimiento de las raíces. Además, también mejora la resistencia a las enfermedades, y favorece la formación de brotes nuevos.