Entradas con la etiqueta ‘elementos para ramos’

Bolas de Vidrio, Remajes, Arena y mas Elementos para los Ramos de Flores

Viernes, 5 de diciembre de 2008

BOLAS DE VIDRIO:
Reunir veinticinco o treinta bolas de vidrio y colocarlas en el fondo de un jarrón. Los tallos de las plantas se introducirán entre los intersticios.
Si los colores de las bolas han sido bien elegidos y el jarrón es transparente, proporcionará un muy bonito efecto.
RAMAJES DE PINO U OTRAS CONIFERAS:
Prácticamente imputrescibles, estos ramajes (pinocha) son fuertes y permiten clavar las flores para diversos arreglos.
ARENA Y PIEDRECITAS:
Asimismo práctico y fácil de encontrar, este tipo de sostén es de difícil conservación en la ciudad a causa de los malos olores. No es práctico lavar un jarrón con arena o piedrecitas en el fregadero pues se corre el riesgo de embozarlo.
Cualesquiera que sean los procedimientos que se empleen para mantener las flores del ramo en su sitio, se obtendrán gracias a ellos arreglos florales armoniosos y originales que serán reflejo de la propia personalidad.

Musgo Artificial, Plastilina y otros elementos usados en los Ramos

Viernes, 5 de diciembre de 2008

MUSGO ARTIFICIAL:
Este musgo se compra en panes de distintos gruesos y resulta agradable a la vista. Basta con amasarlo hasta obtener una pasta maleable y llenar con ella el recipiente que se quiere adornar.
Lo hay blanco y verde.

PLASTILINA:
La plastilina, muy conocida por los niños, permite asimismo sostener bien las flores y las ramas. Pero hay que tener la precaución de preparar, con un lápiz por ejemplo, unos agujeros para que los tallos se introduzcan con facilidad dentro de la masa maleable del fondo.

TAPADERA PERFORADA:
Un simple disco de contrachapado, de aluminio, de tela metálica fijada en los bordes, de cerámica perforada, o de enrejado de madera, permite la confección de deliciosos ramos.

Con cartón, este mismo procedimiento puede ser utilizado para el arreglo de ramos secos.
PLACA DE CRISTAL PERFORADA:
Este tipo de clava-flores se coloca encima del orificio del jarrón o dentro del cuello del mismo. Es apropiado sobre todo para los jarrones de vidrio o de cristal. Es corriente en el mercado.