Entradas con la etiqueta ‘ramos de flores’

Ramos soñados de Jardines

Viernes, 26 de diciembre de 2008

RAMOS SOÑADOS:
— Reunir todos los catálogos de semillas que se puedan poseer y diversos grabados de flores.
— Recortar las flores con cuidado.
— Entretenerse en agruparlas con la mayor fantasía posible, bien casando los colores o bien buscando contrastes. Variar lo más posible la disposición de estos ramos de papel, hasta que se encuentre uno que satisfaga plenamente.
— Pegar entonces las flores recortadas encima de un trozo de cartón.
— Pegar asimismo, debajo, un jarrón adecuado, bien también recortado o bien previamente dibujado.
— Dibujar los tallos con pincel, lápiz de color o tiza.
— Pegar o dibujar hojas.
Se obtienen así bonitas composiciones florales que se pueden regalar bajo la forma de trabajos debajo cristal si así se desea.

El kakemono

Martes, 16 de diciembre de 2008

EL KAKEMONO

— Tomar una ancha cinta de seda o de terciopelo o de tela bastante preciosa, de un tono que haga resaltar los colores de las flores secas. Este soporte tendrá una altura aproximada de dos veces y media la anchura.
— Si se trata de tela, doblar con cuidado los orillos, que se pegarán con un poquito de cola para que no se deshilaclien.
— Extender la parte superior y la inferior sobre una varilla o listoncito. Se necesita muy poco, exactamente el doble de la anchura del kakemono.
— Pintar las varillas o dorarlas si quedan visibles. Pero también es posible enrollar la tela encima y fijarla con chinchetas o cola.
— Colocar un cordoncillo para colgar.
— Sobre este fondo, colocar las flores anudadas con una graciosa cinta. Las flores que están detrás se pegan con precaución o se sujetan a la tela mediante unos puntos hábilmente disimulados.

Recolección de Ramos de Invierno

Lunes, 8 de diciembre de 2008

Recolección:
Las flores son más escasas y más caras durante la temporada invernal. No obstante, la casa quedaría muy triste sin la nota alegre y refinada de un ramo.
Por tal motivo hay que adquirir la costumbre de hacer provisiones en verano para los ramos de invierno.
Llegado el momento, podréis buscar entre las reservas y confeccionar manojos llenos de fantasía y de poesía que se renovarán y modificarán parcialmente a medida que se caigan ciertos elementos.

Ramos secos

Lunes, 8 de diciembre de 2008

Ramos secos:
En la floristería o en las tiendas pueden verse magníficos ramos de este tipo.
Los vuestros serán también bonitos si la conservación de las flores es perfecta

No es necesario disponer de muy numerosos elementos florales secos. Incluso con unas pocas plantas de reserva es posible obtener combinaciones audaces y originales.
Por ejemplo, unas mazorcas de maíz con unos amentos colocados en altura dentro de un jarrón, o bien un puñado de gramíneas silvestres mezcladas con espigas de trigo dentro de un jarrito rústico,
o también una mezcla de ramas de coniferas, ramajes secos y velas coloradas para resaltar el conjunto [no pretender encender las velas pues todo se inflamaría),
o bien la utilización de todas las demás reservas confiando en el azar.
Podemos comprobar pues que al que quiera componer un ramo seco se le ofrecen multitud de combinaciones, tanto más si se quiere añadir al ramo unas flores imaginarias  que darán fantasía, volumen y color al conjunto.

Ramos de Remajes

Lunes, 8 de diciembre de 2008

Ramos de ramajes:
Cuando las flores andan escasas o simplemente cuando las ramas son bonitas, los ramos de ramajes son muy decorativos en el piso.
He aquí algunos:
— Una rama de eucaliptus.
— Una simple rama de castaño con brotes, con un pie de junquillos en el musgo, una rama muerta y unas camelias.
— Algunas ramas de tamarisco (el árbol favorito de Cleopatra) con unas margaritas.
— Una rama de mimosa.
— Una rama de árbol de Judea.
— Algunas ramas de coniferas (elegirlas de tres clases, distintas formas y colores).
Incluso si no se dispone más que de hojas es posible componer ramos muy graciosos.
En otoño, los coloridos son especialmente cálidos y variados. Del dorado al verde y al rojo, pasando por todos los pardos.

Ramos de flores y jardines Navideños

Lunes, 8 de diciembre de 2008

Ramos para decorar:
En Navidad se pueden mezclar velas con la decoración floral.
Sin duda en la cocina encontraremos un molde para pastel. Se obtiene una muy bonita decoración clavando pequeñas flores en este molde adornado con musgo. Para ello, cortar los tallos casi al ras.
Si no se dispone de molde, se pueden comprar salserillas especiales de vidrio, semi acopadas, para decorar el centro de una mesa.
UNA FLOR PARA CADA INVITADO:
Disimular un tubito de medicamento dentro de arcilla (o de yeso para modelar) colocado encima de un cartón fuerte o en un platillo.

Cada tubo, provisto de agua, conservará fresca la flor individual que cada invitado se pondrá en el ojal al abandonar la mesa.
El nombre del invitado y la minuta se fijarán en la arcilla por medio de un clip sujeta-papeles.

Como preparar el Ramo para los romanticos

Lunes, 8 de diciembre de 2008

EL RAMO:
Está compuesto por flores de la misma especie (del mismo color o de dos coloridos distintos) o por flores diferentes. Evitar poner más de dos colores. Por ejemplo: nada más que muguete, o bien pensamientos amarillos en el centro y pardos alrededor, o margaritas en el centro y miosotis alrededor.
Cortar los tallos a la misma longitud.
Colocar las corolas en forma de bandeja redondeada bastante apretada, dejando colgar los tallos.
Enrollar un hilo de rafia o un hilo verde alrededor de los tallos. Disimularlo todo con papel aluminio.

Ramos de ceremonia

Lunes, 8 de diciembre de 2008

Ramos de ceremonia:

Regalar un ramo para tal o cual ocasión, fiesta o ceremonia, que constituya una etapa en la vida, es una bonita costumbre.
Ciertamente resulta más fácil dirigirse a la floristería. Pero, ¿por qué no intentar componer personalmente un ramo que llevará a la persona a la cual se regala el testimonio de un esfuerzo muy personal? Y si con ello pierde un poco de presentación (¡habrá que verlo!) representará en cambio un verdadero gesto de amistad.

Imposoble confeccionar dos veces el mismo ramo

Lunes, 8 de diciembre de 2008

Por otra parte, es imposible confeccionar dos veces el mismo ramo. Las flores frecuentemente se colocan por sí mismas y no son «obedientes». Es necesario tener mucha paciencia y empezar de nuevo varias veces antes de obtener un ramo logrado. Pero cuando se consigue se experimenta una gran satisfacción.
Lo más importante es reflexionar bien sobre la longitud de los tallos, pues a veces bastan dos centímetros más o menos para que todo cambie.
Para doblar las ramas e imponerles una determinada curvatura, dejar la rama en agua y atarle un peso toda la noche. Por la mañana, al quitar el peso, la rama queda doblada.

He aquí algunas ideas de ramos muy distintos. A cada cual le corresponderá elegir el que le gusta y formar uno igual. ¡Buena suerte!

Confeccionando Ramos de Flores

Viernes, 5 de diciembre de 2008

Sabemos también qué cuidados requieren las diversas clases de flores.
Instalémonos para confeccionar ramos diversos, según la temporada y las flores de que dispongamos.
Confeccionar un ramo no es solamente colocar flores en agua para mantenerlas con vida, sino colocarlas armoniosamente teniendo en cuenta su propia belleza, en un jarrón adecuado, poniendo el conjunto en un sitio conveniente para hacerlo resaltar.
Ocuparse de las flores con paciencia y aplicación proporciona una gran relajación, un beneficioso regreso a la calma.
Ante todo es necesario orden, limpieza y atención.
Así, tal y como se ha dicho con anterioridad, empecemos por instalarnos confortablemente con los instrumentos encima de un gran papel o de un periódico extendido, que nos servirá para recoger los inevitables residuos.